IGLESIA SE NECESITA AMOR

Publicado: 17/03/2007 en MENSAJES PASTORA ANGELICA

     

SE NECESITA AMOR

Mat 24:12 y por haberse multiplicado la maldad, el amor de muchos se enfriará. Varias versiones nos traduce iniquidad.

Col 3:12 Vestíos, pues,

como escogidos de Dios, sant os y amados, de entrañable misericordia, de benignidad, de humildad, de mansedumbre, de paciencia;

Col 3:13 soportándoos unos a otros, y perdonándoos unos a otros si alguno tuviere queja contra otro. De la manera que Cristo os perdonó, así también hacedlo vosotros.

Col 3:14 Y sobre todas estas cosas vestíos de amor, que es el vínculo perfecto.

Dios quiere llevar su mundo por un camino de amor; Si eres mezquino, egoísta, le estás estorbando a Dios. Dios le ha trazado a su mundo suerte y destino de amor; Si tienes rencor o envidia, Te estás oponiendo a Dios. Si eres duro, si no amas, Estás combatiendo a Dios.

Dios ama, sirve y perdona: ¡Dios es infinito amor! Gonzalo Baez-Camargo

1. La IGLESIA LA UNE EL AMOR : Hay dos maneras en que es posible unir las cosas. Una, por medio de la congelación, la otra, por medio de la fusión por calor. Lo que precisamos los cristianos es estar unidos por el amor fraternal. Entonces sí que podemos esperar que haya poder. Por D.L. Moody

DEBEMOS SERVIR AL SEÑOR POR AMOR : ¿No podemos trabajar por Cristo porque le amamos? Por D.L. Moody

EL REINO DE DIOS SE ESTABLECE CON AMOR : Napoleón trató de establecer un reino por medio de la fuerza de sus ejércitos. Lo mismo hicieron Alejandro el Grande, Julio César y otros guerreros. Jesús fundó su reino sobre el amor, y su reino va a permanecer. Cuando llegamos a este plano, el del amor, todas las cosas egoístas e indignas desparecen, y entonces nuestra obra puede soportar el fuego de la prueba. Por D.L. Moody

TIPO vet, Es un término en la Biblia que es traducción de varios otros.

En el NT se traduce «amor» un término griego, «agapë». La palabra «eros», que no se usa en el NT, conllevaba siempre la idea, en mayor o menor intensidad, de deseo y de avidez.

Con «agapë» se designa el amor de origen divino:

1.- del Padre al Hijo donde se usa el verbo relacionado, «agapaõ», Joh 3:35 El Padre ama al Hijo y todo ha dado en la mano de él.

2.- de Dios a los mundo Joh 3:16 Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.

3.- el amor de Dios en nosotros, (Rom_5:5), y la esperanza no avergüenza; porque el amor de Dios ha sido derramado en nuestros corazones por el Espíritu Santo que nos fue dado.

Con el vocablo «philanthropia» se designa el amor dirigido al hombre Más exactamente se usa la forma verbal, designando la acción.

Tit 3:3 Porque nosotros también éramos en otro tiempo insensatos, rebeldes, extraviados, esclavos de concupiscencias y deleites diversos, viviendo en malicia y envidia, aborrecibles, y aborreciéndonos unos a otros.

Tit 3:4 Pero cuando se manifestó la bondad de Dios nuestro Salvador, y su amor para con los hombres,

Tit 3:5 nos salvó, no por obras de justicia que nosotros hubiéramos hecho, sino por su misericordia, por el lavamiento de la regeneración y por la renovación en el Espíritu Santo,

Hay un hermoso tipo del amor del Hijo hacia Su Iglesia

Eph 5:21-33

Eph 5:21 Someteos unos a otros en el temor de Dios.

Eph 5:22 Las casadas estén sujetas a sus propios maridos, como al Señor;

Eph 5:23 porque el marido es cabeza de la mujer, así como Cristo es cabeza de la iglesia, la cual es su cuerpo, y él es su Salvador.

Eph 5:24 Así que, como la iglesia está sujeta a Cristo, así también las casadas lo estén a sus maridos en todo.

Eph 5:25 Maridos, amad a vuestras mujeres, así como Cristo amó a la iglesia, y se entregó a sí mismo por ella,

Eph 5:26 para santificarla, habiéndola purificado en el lavamiento del agua por la palabra,

Eph 5:27 a fin de presentársela a sí mismo, una iglesia gloriosa, que no tuviese mancha ni arruga ni cosa semejante, sino que fuese santa y sin mancha.

Eph 5:28 Así también los maridos deben amar a sus mujeres como a sus mismos cuerpos. El que ama a su mujer, a sí mismo se ama.

Eph 5:29 Porque nadie aborreció jamás a su propia carne, sino que la sustenta y la cuida, como también Cristo a la iglesia,

Eph 5:30 porque somos miembros de su cuerpo, de su carne y de sus huesos.

Eph 5:31 Por esto dejará el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su mujer, y los dos serán una sola carne.

Eph 5:32 Grande es este misterio; mas yo digo esto respecto de Cristo y de la iglesia.

Eph 5:33 Por lo demás, cada uno de vosotros ame también a su mujer como a sí mismo; y la mujer respete a su marido.

Una afirmación fundamental en las Escrituras es que Dios es amor. No se trata meramente de uno de Sus atributos, sino que la misma esencia de Su ser es amor. De ahí que el pecado tenga como consecuencia división, separación, alienación. De ahí también el énfasis en centrar el comportamiento humano en el amor a Dios y al prójimo (Mat_22:34-40; Mar_12:28-33). Este amor, para ser genuino, tiene que estar fundamentado ante todo en una relación genuina con Dios, y tiene que provenir del mismo Dios; las imitaciones no son válidas (1Co_13:3). Solamente puede surgir de una relación viva con Dios ya conocido por medio de Jesucristo (Eph_3:14-21con Eph_5:1-2). Todo lo que no surja de una relación vital con Dios no es el amor «agapë» descrito en 1Co_13, sino el efecto meramente natural.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s